Reseña: Pelican Bay

Introducción

Los pelícanos azules se encuentran muy cómodos en la bahía, independientemente del terreno en el que se encuentren, ya sea en las blancas playas de arena, la frondosa selva tropical o chapoteando en las lagunas de agua cristalina. Nuestro objetivo será ofrecer un hábitat agradable para estos descarados pájaros, que irán arrimándose a quien mejor los trate.

Portada
Portada

Así de idílico se nos presenta este Pelican Bay, un juego diseñado por el francés Jacques Zeimet, responsable de grandes y conocidos juegos como Fantasma Blitz, Hamsterrolle o Bamboleo. La primera edición del juego fue publicada por Drei Hasen in der Abendsonne en 2013, aunque en 2014 sacaron una segunda edición con ciertas modificaciones. De las ilustraciones se encarga un habitual de esta editorial, Rolf Vogt, quien ya se encargó de otros juegos como Polilla Tramposa, La Escalera Encantada o El Laberinto Mágico.

El juego no se encuentra editado en nuestro país, así que si estáis interesados tendréis que tirar de importación, aunque el juego es completamente independiente del idioma (a excepción del reglamento, que viene traducido a varias lenguas pero no la nuestra). Permite partidas de 2 a 4 jugadores, con una edad mínima sugerida de 10 años y una duración aproximada de unos 30 minutos. El precio de compra recomendado es de 24,95 €. Para esta reseña se ha utilizado la segunda edición de Drei Hasen in der Abendsonne.

Contraportada
Contraportada

Importante: si ya conoces el juego y/o sólo te interesa mi opinión sobre el mismo, puedes pasar directamente al apartado de Opinión. Los apartados Contenido y Mecánica están destinados especialmente a aquellos que no conocen el juego y prefieren hacerse una idea general de cómo funciona.

Ir a la Opinión Personal

 

Contenido

Dentro de una caja de cartón de dos piezas (tapa y fondo), de dimensiones 25×25×6 (similar a la caja del Gardens), nos encontramos con los siguientes elementos:

  • 69 Losetas Hexagonales (de cartón)
    • 67 de Terreno
    • Loseta de Jugador Inicial
    • Loseta de Pila de Reserva
  • 3 Discos Solares (de cartón)
  • 7 Pelícanos Azules (de madera)
  • Libreta de Puntuación (de papel)
  • Reglamento
Contenido
Contenido

 

Mecánica

Pelican Bay es un juego de colocación de losetas en el que, al más puro estilo Carcassonne, tendremos que ir cerrando áreas. En su turno, un jugador colocará hasta dos losetas con la regla de que deberá expandir un mismo área, obteniendo un punto por cada loseta que componga el área extendida. Además, si se logra cerrar un área, se colocará un pelícano sobre ella y se repetirá turno. Así hasta que se agoten las losetas.

 

Conceptos Básicos

En primer lugar hablemos de los movimientos. Como veremos más adelante, cada jugador en su turno podrá colocar una o dos losetas sobre la mesa cumpliendo una sencilla norma: ambas deben expandir una misma área. Es posible que con dos losetas expandamos más de un área, por lo que luego tendríamos que elegir cual puntuar.

La puntuación es otro concepto sencillo pero que se debe tener claro. A la hora de colocar losetas, puntuaremos una de las áreas extendidas (si solo hemos ampliado una, pues esa).

Existen tres tipos de terreno que podemos ir expandiendo: jungla, playa o laguna. Un área se considera cerrada cuando no puede ser expandida (forma un conjunto cerrado). Hay que tener cuidado con la playa y la jungla, ya que existen puentes que cruzan las lagunas. Los segmentos de terreno que se encuentren conectados mediante estos puentes se consideran una misma área.

Ejemplos de losetas
Ejemplos de losetas

Los Pelícanos serán el fin último del juego. Estos se irán con el jugador que mejores áreas les proporcionen. Cada vez que un jugador cierre un área, obtendrá un pelícano, además de un turno extra. La cosa es que solo hay 7 pelícanos en juego, por lo que, una vez se agote la reserva general, los pelícanos pasaran de un jugador a otro.

Pelícanos
Pelícanos

También tendremos los discos solares (que poseen dos caras, aunque es simplemente por motivo estético), que servirán para bloquear posiciones. Donde se encuentre un disco solar no podrá ser colocada ninguna loseta.

Discos Solares por ambas caras
Discos Solares por ambas caras

Y con esto ya tenemos suficiente.

 

Preparación de la Partida

  1. Se mezclan las 67 losetas de terreno. Tras esto, se escogen 16 para formar la pila de reserva, colocándole la correspondiente loseta encima. El resto se preparan en tres pilas con 17 losetas cada una.
  2. Se colocan los tres discos solares y los siete pelícanos junto a estas tres pilas
  3. Se elige al jugador inicial, que recibirá la loseta correspondiente.
  4. El otro jugador colocará las tres primeras losetas formando el comienzo del tablero. Las losetas deberá colocarlas en triangulo (cada loseta adyacente a las otras dos), Hay que intentar colocarlas de forma que el jugador inicial no pueda cerrar un área directamente.
  5. El segundo jugador también colocará el primer disco solar en la posición que crea más conveniente.
  6. Finalmente, empezando por el jugador inicial, cada uno de los jugadores robará dos losetas que mantendrá en secreto.

Y ya podemos empezar.

Partida preparada
Partida preparada

 

Desarrollo de la Partida

Una partida de Pelican Bay se desarrolla a lo largo de una serie de turnos hasta que se agoten las losetas de las tres pilas iniciales.

En su turno, cada jugador seguirá los siguientes pasos:

  1. Colocará una loseta o las dos, siempre que pueda expandir una de las áreas abiertas que formen las losetas ya colocadas en el tablero.
  2. El jugador anota los puntos obtenidos al expandir dicho área. Se suma un punto por cada loseta que forme el área tras colocar las losetas.
  3. A continuación, coloca uno de los discos solares en una posición libre (que no haya otro disco o loseta). Si ya estuviesen los tres discos en juego, entonces tendrá que mover uno de ellos.
  4. Finalmente, rellenará su mano de losetas para volver a tener dos (si solo colocó una loseta entonces solo roba una).

Algunas normas que se deben tener presente:

  • La colocación de losetas es obligatoria. Es decir, si un jugador puede colocar al menos una loseta, debe colocarla. Solo en el caso de que no pueda colocar ninguna de sus dos losetas entonces pasará, colocando sus dos losetas en el fondo de alguna de las pilas y robando dos nuevas, perdiendo el turno.
  • Una loseta colocada individualmente debe siempre colindar con, al menos, otras dos losetas.
  • Si se colocan las dos losetas, estas deberán expandir una misma área, independientemente del tipo de terreno que sea.
  • Es posible colocar las dos losetas unidas por un lado. Esto permite colocarlas sobre una loseta, ya que no incumple la norma de dejar losetas conectadas únicamente por un lado. La única restricción para este movimiento es que ambas losetas deben expandir un área que previamente estuviese en el tablero.
Colocación de los discos solares
Colocación de los discos solares

Finalmente, hay que hablar del cierre de áreas. Cada vez que un jugador, en su turno, cierre un área (no es posible expandirla más), colocará un pelícano sobre ella. Si quedan en la reserva se tomará de ahí, si no, habrá que tomarlo de los pelícanos que posee el rival. En el improbable caso de que los siete pelícanos estén en poder del jugador en turno, tendrá que cogerlo de su propia reserva. Colocar un pelícano da derecho a repetir turno, rellenando su mano hasta volver a tener dos losetas y vuelve a colocar. Pueden encadenarse varios pelícanos. Los pelícanos sirven para recordar las áreas cerradas y anotarlas en la puntuación. Tras el movimiento en el que el jugador solo expanda un área, tomará todos los pelícanos para dejarlos en su reserva y colocará un disco solar en una nueva posición.

Colocación en paralelo (permitida y no permitida)
Colocación en paralelo (permitida y no permitida)

Es importante señalar que, si un jugador, al cerrar un área pero expandir otra, considera más interesante puntuar el área más grande en vez de colocar un pelícano, puede hacerlo (aunque no disfrutará de un turno extra).

 

Fin de la Partida

Cuando un jugador vaya a rellenar su mano y no queden suficientes losetas en las pilas iniciales, entonces se destapará la pila de reserva para rellenar las manos. Cuando ambos jugadores hayan rellenado sus manos de la pila de reserva, comienza la última ronda, donde, empezando por el jugador inicial, cada uno disfrutará de un último turno. Tras estos, finaliza la partida.

Cada jugador suma los puntos conseguidos a lo largo de la partida más tres puntos por cada pelícano que tenga en su poder. El ganador de la partida será aquel que más puntos haya obtenido.

 

Variantes

El juego permite una variante en solitario para jugadores con paciencia infinita (lo pone en el reglamento). El objetivo es lograr construir un único área (ya sea de jungla, laguna o playa) utilizando las 67 losetas siguiendo la regla de que cada loseta debe ser colocada siempre de forma que quede adyacente a, al menos, otras dos losetas. En pocas palabras, un puzle.

 

Opinión Personal

Bueno, hoy toca analizar uno de esos juegos poco conocidos y que se encuentran sumergidos en el ranking de la Boarg Game Geek. Para ser exactos, actualmente se encuentra en la posición 7393 (para que os hagáis una idea). Uno de esos juegos a los que se llega casi por casualidad y no porque haya sido encumbrado por la comunidad. Normalmente esto suele ser porque el juego no merece la pena. Pero, de vez en cuando, aparecen pequeñas joyas en el fango que nadie se digna a rescatar por diversos motivos. ¿Será ese el caso de Pelican Bay? ¿O nos encontramos ante una gran decepción? Veámoslo.

Pelican Bay no nos va a sorprender por tener una mecánica ultranovedosa. Todo lo contrario. Como dijimos anteriormente, podríamos resumirlo de forma rápida diciendo que es un Carcassonne de piezas hexagonales con pelícanos y estaríamos muy cerca de definirlo completamente. Y nada más. Podríamos acabar aquí y quedarnos tan panchos. Pero entonces no sería una reseña de este humilde blog. Así que profundicemos hasta que la rueda de vuestro ratón diga basta.

Lo primero que destacaría de este título es, aunque parezca mentira, la paz y tranquilidad que transmite. Ya sé que es un juego de colocación de losetas y cierre de estructuras, o sea, que el tema está pegado con cola. Pero esto no quita que sea más sencillo imaginar que estoy explorando una idílica bahía viendo como los pelícanos son felices en su día a día, chapoteando en las lagunas, comiendo peces y volando de árbol en árbol. El juego transmite una sensación placentera al jugarlo, alejada de la tensión habitual que nos rodea a la hora de plantarnos ante otros títulos de colocación de losetas, como el propio Carcassonne, sin ir más lejos.

Aunque esta sensación no está provocada únicamente por el tema, sino por la mecánica en sí. Es de los juegos en los que más Análisis-Parálisis desarrollan los jugadores. De entrada, porque es mucho más complejo crear patrones con losetas hexagonales (no es tan visualmente directo como con losetas cuadradas) y que cada pieza es única. Esto nos tendrá un buen rato dando vueltas por las piezas ya colocadas, buscando la manera de expandir la región más golosa en cuanto a puntos o, mejor aún, lograr cerrar alguna para colocar uno de los graciosos pelícanos y obtener un turno extra. Dicho esto, hay que asumir que una partida a Pelican Bay debe ser algo relajado, como si estuviésemos tumbados en la playa de una paradisiaca isla viendo como atardece. Sin tensión. Disfrutando del momento. Cuando te toque a ti, te lo tomas con calma, buscas el mejor sitio, colocas y mueves un disco solar. Solo falta la piña colada al lado. No es un juego para jugar con prisas o con tiempo ajustado. Por supuesto, si no somos capaces de esperar tranquilamente nuestro turno y la exasperación alcanza cotas elevadas a ver como nuestros rivales no paran de enroscar losetas sobre la mesa para no terminar de decidirse, mejor que no nos acerquemos a este juego. Era algo que ocurría muy a menudo, aunque en mucho menor grado, en Gardens, de Perepau Llistosella.

Loseta de Jugador Inicial y de Pila de Reserva
Loseta de Jugador Inicial y de Pila de Reserva

Bien, llegados a este punto, el juego podrá gustar a algunos y parecerle un rollo a otros. Pero, ¿tanto como para que la valoración del público sea tan baja? Sin ir más lejos, el propio Gardens se encuentra en torno a la posición 3000. Pues, sin duda, por el pésimo lanzamiento del juego allá por 2013. Según me cuentan compañeros que tienen la primera edición, el reglamento es un auténtico desastre que no permite jugar adecuadamente, por lo que la experiencia de juego queda totalmente destrozada. Si hay algo peor que un juego con materiales de poca calidad es un juego con un reglamento incomprensible. Es frustrante sentarse con toda la ilusión del mundo y no terminar de entender cómo desarrollar la partida. Y eso es lo que ocurría en la primera edición. Es bastante probable que la gran mayoría de votos negativos vengan de usuarios que poseen (o poseyeron) esta primera edición. No es que merezca estar en el Top-100. Pero no sería descabellado verlo unos millares mas arriba.

Afortunadamente, en la segunda revisión del juego los principales problemas del juego se han resuelto (con un reglamento bastante mejorado), así como con el añadido de los discos solares, que le otorgan mayor interacción.

Y es que una de las claves de que este juego me parezca interesante es el uso de estos discos solares, que permiten bloquear determinadas posiciones para evitar que el contrario coloque una loseta que le permita anotar una gran cantidad de puntos o, peor aún, cerrar algún área. De esta forma, comenzaremos a jugar con las probabilidades al ir fijando lados alrededor de posiciones peligrosas, de forma que no sea tan crítico liberar esos huecos para centrarnos en otros frentes. Obviamente, si un jugador tiene suerte y le toca la pieza que encaja perfectamente en un hueco vital no podremos hacer absolutamente nada.

Como he dicho, debido a que las losetas son hexagonales, se requiere un mayor nivel de habilidad visual para componer en la mente a donde se quiere llegar y que piezas faltan. De hecho, más de una vez creeremos que tenemos la pieza adecuada pero, cuando la vamos acercando a la mesa, nos damos cuenta de nuestro error. Es por ello que se requieren un par de partidas para asimilar conceptos y no tardar tanto en actuar ante las losetas que nos han caído en suerte.

Y es este, sin duda, uno de los puntos negativos del juego. El azar puede ser desequilibrante en determinados momentos. Por un lado, puede que nos toquen losetas inútiles para el turno en curso o, si se alinean los astros, que nos aparezcan las losetas ideales para cerrar un área y conseguir uno o más pelícanos. Y ante esto no se puede hacer nada. Obviamente se podría aplicar alguna regla como que en vez de dos losetas en la mano se tengan tres, pero simplemente reduciríamos las probabilidades de tener algo malo y aumentaríamos las de tener algo decente, cuando lo interesante es jugar con la visión espacial y las probabilidades, comprobando si esa pieza que se adapta como un guante a ese jugoso hueco ha salido ya o no.

El juego permite partidas de 2 a 4 jugadores, aunque yo me pensaría bastante el sacarlo con más de dos. Como ya he dicho, el Análisis-Parálisis que se genera es bastante alto. Esperar a una persona es asumible, pero esperar a 2 o 3 es para cortarse las venas.

La rejugabilidad es la habitual en este tipo de juegos. Al ser un tablero modular el que se va formando al ir colocando las losetas, cada partida es un mundo. Además, al ser cada loseta única, es muy complicado que las partidas se parezcan entre sí.

Detalle de Partida
Detalle de Partida

Pasemos a la edición. Sin duda, uno de los grandes puntos a favor. Caja adecuada a los componentes, cartón de buen gramaje para las losetas y unos pelícanos superllamativos. De los meeples más curiosos que he visto. La caja viene con una especie de inserto de cartulina que realmente es para cubrir el interior y ofrecer otra imagen en vez del gris del cartón. El bloc de notas tiene una notable cantidad de hojas. Nos cansaremos del juego antes de que el susodicho se agote. De todos modos en la página web de la editorial se encuentra el fichero PDF para imprimir más hojas de puntuación (aunque yo utilizo una aplicación genérica para ir acumulando los puntos y así no hay que sumar al final).

Pero, si por algo estoy enamorado de este juego, es por su aspecto. Siempre me han llamado la atención los trabajos de Rolf Vogt, con ese estilo casi minimalista y el uso de colores vivos muy saturados. En este caso tres colores predominan en las losetas: el azul celeste para el agua de las lagunas, el verde para las junglas (con muchas palmeritas) y el color arena para la playa (como no podía ser de otra forma). Es de esos juegos que, cuando la partida termina, te puedes quedar un rato admirando. Dan ganas de irse a la playa ¿Dónde está mi caipiriña? Y la caja igual, con un estilo simple pero tremendamente atractiva. Como siempre es de esos estilos que a muchos no gustarán, pero a mí, particularmente, me obnubila.

Y bueno, va siendo hora de ir cerrando. Pelican Bay es uno de esos juegos que realmente no ofrece nada novedoso pero, que en conjunto, funcionan bastante bien. Con un aspecto espectacular y una edición de lujo, hará las delicias de los amantes de los juegos de colocación de losetas. Sus cualidades más remarcables son el uso de las losetas hexagonales, los discos solares para bloquear al rival y una producción de un altísimo nivel. Eso sí, cuidado con el Análisis-Parálisis que genera, que una partida a dos jugadores puede irse perfectamente a la hora de duración. Pero es un juego para tomárselo con calma y olvidarse de los problemas mundanos. Disfrutar de lograr encajar cada loseta es suficiente satisfacción. Está cerca del notable que del suspenso, pero finalmente le doy un…

Aprobado

Si te ha sido de utilidad lo que has leído...

¡Ayúdame a mantener el blog!

14 comentarios en “Reseña: Pelican Bay”

    • Al rico spam!!! xDDD

      Ahora en serio, el juego me parece, en conjunto, de casi notable. No lo alcanza porque realmente tampoco es que sea algo ultranovedoso. Si tienes en tu ludoteca 2 o 3 juegos de colocación de losetas, es posible que Pelican Bay salga perdiendo en la confrontación. El que admita mas de 2 jugadores pero no funcione way le resta puntos. Tendrían que haberlo dejado en 2 jugadores. Aun así, como digo, casi notable 😛

  1. Nueva reseña de iMusut?, bien tengo lectura para toda la mañana jaajajaja

    Muy buena la reseña, no conocía el juego y me ha dado una idea general bastante buena. No creo que me lo compre porque tengo el Gardens y el AP de mis compañeros jugones es bastante grande.

    A mí también me encanta el aspecto gráfico, esta muy conseguido. A ver si lo pillo para probarlo algun día.

    Responder
    • Pues la de hoy era cortita!! xD

      Esta semana tocan dos reseñas medias en vez de una grande y un filler 😛

      Sensaciones muy similares al Gardens: AP, bloqueos, buena producción. La cosa es que son complementarios, porque este funciona muy bien a 2 y regular a mas, y el Gardens como mola es a 4, siendo a 2 un rollo 😛

      Gracias por pasarte!

  2. Me has pisado una de las próximas reseñas.

    Yo tengo la edición antigua y el reglamento es de lo peor que he leído en mi vida, hasta el punto de que casi lo tiro por la ventana, Engendro. Cómo se puede escribir un reglamento tan mal?

    El nuevo se entiende, pero tampoco es que sea un portento de nitidez y expresión escrita.

    No sé si hablas de las diferencias entre ediciones, creo que no (es que estas reseñas son demasiado tocho y siempre las leo en diagonal, lo siento). Yo tengo la primera, que no tiene los soles (ni la norma del bloqueo) y sí 4 losetas hexágonales de marcar turno.

    Creo que es un juego que, como dices, no innova, pero sí es muy buen juego en su categoría si conseguiste descifrar las reglas o compraste la segunda edición.

    Los que tenéis la segunda tenéis suerte, porque la primera, aparte de la ausencia de norma de bloqueo, está pensada para más de dos jugadores. Y esta nueva edición plantea el juego como un diseño para dos, con posibilidad de más, pero para dos.

    Es un notable en su categoría.

    Responder
    • A mi es que a mas de 2 no lo veo. Entreturnos insufribles. Si lo hubiesen dejado únicamente para dos y algún mecanismo para paliar el azar a la hora de robar las losetas, le habría calzado el notable del tirón. Para mi se queda a las puertas.

      Y si, en la opinión indico las diferencias respecto a la versión 1.0 😛

    • A mi me costó 13 en Amazon Alemania. Lo trinqué en un megapedido de estos que tienen que dividir en dos cajas. Aquí se consigue en torno a los 20 €, que sigue pareciéndome un precio aceptable. Pero a 10 es un gangazo absoluto!

  3. Yo la única duda que tengo respecto a este juego es que ya tengo el Carcassonne. Y me gusta tanto!!!

    Iván, ¿tú que me recomendarías? ¿Que me pillase este teniendo ya el Carcassonne o que pillase alguna expasión de éste último? Y en el caso de esta segunda opción, ¿Qué expansión o expansiones me recomendarías?

    Un saludo!!

    Responder
    • Hombre, para mi Carcassonne es un juego Top. Eso de entrada. Pasan los años y siempre es agradable jugar una partida.

      Entre elegir este o una expansión, la verdad es que yo siempre soy partidario de juego nuevo antes que expansión, salvo que el juego a expansionar sea algo sublime para mí.

      Para Carcassonne, las dos primeras expansiones le dan bastante gracia al juego (Posadas & Catedrales y Constructores & Comerciantes).

      Todo depende del precio por el que puedas conseguir los elementos. Si puedes conseguir el Pelican Bay por debajo de los 18 €, es una compra magnifica. Si no, habría que pensárselo, porque por mas de 20 € hay muchos otros juegos que se podrían considerar.

  4. Pues al final caímos después de tanto buen comentario y leer lo que dice la caja de: juego de 2 que también vale para más…así que ya está en la cola para estrenar. Ya comentaremos algo cuando lo probemos, desde luego tiene buena pinta y aunque el aprobado nos ha asustado un poco…al menos está cerca del notable!! 😛

    Responder
    • El aprobado es por detalles. Es casi un notable. Si el juego hubiese sido exclusivamente para dos jugadores, el notable se lo doy. Le rebajo porque hay gente que puede comprarlo para 4 y se puede hacer eterno. A 2 seguro que os gusta.

      Hay que echarle un par de partidas para ir sabiendo como fastidiar al otro y que no se beneficie de lo que va surgiendo 😛

Deja un comentario