Reseña: Disney Villainous, Wicked to the Core

Introducción

¿Qué villano quieres ser? Asume el papel de un Villano Disney y trata de alcanzar tu propio objetivo maquiavélico. Descubre las habilidades únicas de tu personaje, aprovechando al mismo tiempo los giros del destino para frustrar los planes de tus oponentes. ¿Quién triunfará sobre las fuerzas del bien y se hará con la victoria?

Portada
Portada

Así se nos presenta este Disney Villainous: Wicked to the Core, diseñado por el estudio Prospero Hall (Funkoverse Strategy Game, Bob Ross: Art of Chill Game o Top Gun Strategy Game). El juego fue publicado en 2019 por Ravensbuger Spieleverlag GmbH en una versión en inglés. Se trata de una caja autojugable, aunque es combinable con el juego base.

En español se encuentra publicado en español por la propia Ravensburger. Permite partidas de 2 a 3 jugadores, con una edad mínima sugerida de 10 años y una duración aproximada de unos 50 minutos. El precio de venta al público es de 42,65€. Para esta reseña se ha utilizado una copia de la versión en español de Ravensburger.

Contraportada
Contraportada

Importante: si ya conoces el juego y/o sólo te interesa mi opinión sobre el mismo, puedes pasar directamente al apartado de Opinión. Los apartados Contenido y Mecánica están destinados especialmente a aquellos que no conocen el juego y prefieren hacerse una idea general de cómo funciona.



Contenido

Dentro de una caja de cartón de dos piezas (tapa y fondo), de dimensiones 26,6×16×6,4 cm. (caja rectangular del mismo tamaño que las cajas de 2 figuras de Funkoverse Strategy Game), encontramos los siguientes elementos:

  • 3 Tableros de Villano (de cartón)
  • 3 Peones de Villano (de plástico)
  • 1 Fichas de Bloqueo (de cartón)
  • 1 Ficha de Destino (de cartón)
  • 42 Fichas de Poder (de cartón)
  • 135 Cartas (63,5×88 mm.):
    • 90 Cartas de Villano (30 de cada villano)
    • 45 Cartas de Destino (15 de cada villano)
  • 3 Guías de Villano (de papel)
  • 3 Tarjetas de Referencia (de papel)
  • Reglamento
Contenido
Contenido

Mecánica

Disney Villainous: Wicked to the Core es una expansión autojugable del juego con el mismo nombre. Si no conocéis el juego base os recomiendo que os paséis por la tochorreseña correspondiente, ya que se hacen referencia a muchos conceptos explicados en ella. Esta expansión incluye tres nuevos villanos que apenas aplican conceptos mecánicos que no se mostrasen en el juego base.


Conceptos Básicos

Mecánicamente el juego no añade ningún concepto más allá de las particularidades de cada uno de los Villanos. En este juego se incluye a Hades (de Hércules), La Reina Malvada (de Blancanieves y los Siete Enanitos) y el Dr. Facilier (de Tiana y el Sapo).

Peones
Peones

Como principales detalles mecánico, el Dr. Facilier dispondrá de una pila especial en la que tanto él como sus rivales irán jugando cartas. De esta pila el jugador deberá revelar cartas para mostrar una concreta, de forma que cuanto mayor sea, menos probabilidades de encontrarla con una acción. La Reina Malvada dispone de un tipo de carta especial, los ingredientes, que funcionan como efectos pero se quedan jugados a un lado para ir formando la poción venenosa. Y Hades dispone de los Titanes, que son unos aliados especiales que tendrán que reunirse en una localización para otorgarle la victoria.

Cartas
Cartas

Preparación de la Partida

La preparación es exactamente la misma que en el juego base.


Desarrollo de la Partida

El desarrollo no varía respecto al diseño original.


Fin de la Partida

La partida sigue finalizando cuando un jugador consigue su objetivo de villano, proclamándose vencedor.


Opinión Personal

Todos estaremos de acuerdo en que el poder de la factoría Disney es incomparable. Sus tentáculos llegan hasta los confines del mundo y mucho estaba tardando en aparecer en el mundo de los juegos de mesa modernos (que versiones de juegos clásicos estilo Monopoly y demás ya hay para dar y regalar).

A finales de la década llegó Disney Villainous, con una premisa la mar de interesante como es tomar el control de uno de los villanos de los largometrajes de animación del sello de Mickey Mouse. Y es que algo es fundamental en una película de Disney es su villano principal. Y es que cuanto más carismático y perverso sea, mejor suele resultar su película. Y es que el mal tiene cierto poder de seducción, por lo que ponerse en la piel de unos de estos personajes es muy sugerente.

Es bastante probable que ya en su día degustaseis la tochorreseña del juego base que incluye seis de estos villanos, a saber: Maléfica (de la Bella Durmiente), La Reina de Corazones (de Alicia en el País de las Maravillas), El Príncipe Juan (de Robin Hood), El Capitán Garfio (de Peter Pan), Úrsula (de La Sirenita) y Jaffar (de Aladdin), pero por si acaso os hago un breve resumen (aunque os recomiendo pasaros por la tochorreseña).

La mecánica principal de Disney Villainous es un sistema de selección de acciones mediante un peón (que representa a nuestro villano) entre varias localizaciones representativas de su película correspondiente. Estas localizaciones muestran un determinado conjunto de acciones divididas en dos zonas, una inferior que siempre estará disponible, y una superior que podrá ser bloqueada si nuestros rivales juegan cartas de héroe de «nuestra película». Al desplazar el peón, el jugador activará todas las acciones disponibles en esa localización en el orden que crea conveniente, tras lo cual el turno pasará al siguiente jugador.

Detalle Reina Malvada
Detalle Reina Malvada

El eje central de cada villano será su dos mazos de cartas. Uno contiene las particularidades de cada villano, normalmente con algún aspecto mecánico particular, mientras que el otro es el mazo de destino, donde se encuentran los antagonistas de nuestro personaje, esto es, «los buenos», que los demás jugadores irán activando mediante un tipo concreto de acción para retrasar nuestro progreso.

El objetivo de cada jugador es lograr completar los planes malvados de su villano (ganará el primero que lo consiga), los cuales podríamos dividir en dos grupos: los que tienen que reunir cierto tipo de cartas en su zona de juego y los que deben localizar a personajes enemigos en el mazo para hacerles algo, lo que determinará también el nivel de dificultad de cada villano, ya que no es lo mismo tener que buscar únicamente en el mazo propio (que es relativamente fácil de ciclar) que tener que buscar en el mazo de destino, algo que no puede hacer el propio jugador (aunque suele disponer de cartas propias con las que encontrar cartas concretas).

Bien, ya estáis en contexto, hayáis leído la tochorreseña original o no. ¿Qué ofrece este Disney Villainous: Wicked to the Core? Pues, en esencia, nada nuevo. Básicamente es medio juego base, con tres personajes en vez de seis, siendo dos de ellos bastante importantes en un hipotético ranking de malvados Disney y un tercero que podríamos catalogar de villano de segunda fila. Vamos, la misma proporción que en el juego base, donde Garfio, Úrsula, Jaffar y Maléfica brillan, mientras que La Reina de Corazones y El Príncipe Juan son olvidables.

Aquí tenemos al esplendoroso Hades (mi villano de Disney favorito) y a la terrible Reina Malvada de Blancanieves, completando la terna el villano que formaría parte del último largometraje de Disney animado a la vieja usanza, esto es, el Dr. Facilier de Tiana y El Sapo (lo conocen en su casa y poco más).

En cuanto a la clasificación, anterior, el villano complejo de este trio resulta ser La Reina Malvada, que tiene bastante que hacer en la partida, pues debe desbloquear la choza de los enanitos, debe encontrar a Blancanieves (que está en el mazo de destino), debe preparar la poción venenosa y, finalmente, conseguir que Blancanieves le pegue un mordisco a la manzana envenenada. Curiosamente, de todos los planes que tienen que llevar a cabo los malvados de Disney, aquí realmente se cumple lo que ocurre en la película.

Por su parte, Hades y el Dr. Facilier son más sencillos de jugar porque ninguno requiere encontrar cartas de destino, sino jugar determinado tipo de cartas en cierto orden y realizar acciones con ellas. Hades debe lograr jugar tres titanes desde el inframundo y desplazarlos hacia el Monte Olimpo, mientras que el Dr. Facilier debe encontrar un amuleto y revelar una carta de una pila especial que se va formando con ciertos efectos. No tienen mucho más.

Detalle Dr. Facilier
Detalle Dr. Facilier

Vamos con las preguntas clásicas. ¿Merece la pena esta caja autojugable? La respuesta admite diversas preguntas, aunque todas tienen un denominador común: es prácticamente obligatorio ser fan de las películas clásicas de Disney, porque el mayor encanto del juego es revivir la película desde el otro lado, desde el lado del mal. Es por eso que yo he disfrutado mis partidas con Hades (en esta expansión) o con Jaffar o Úrsula en el juego base, pues son películas que me gustan mucho.

En cambio, si los clásicos Disney os importan un comino, podéis pasar página, porque estamos ante un juego de corte familiar, con una interacción muy reducida y que se limita a poner algunos palos en la rueda a los rivales (siendo casi un solitario en el que cada uno desarrolla su película) y sin ser un gran reto a nivel mecánico, ya que, en esencia, el juego consiste en ciclar los mazos para encontrar cartas. Sin más.

Asumiendo que la idea de partida os resulta sugerente, es obvio que la caja os llamará la atención en función de los villanos. Así que si ninguno es de vuestro agrado, pues no le veo sentido a hacerse con esta caja.

Si habéis llegado hasta aquí, entonces os podréis encontrar en una de dos situaciones: tenéis y os gusta el juego base o, por el contrario, no lo tenéis y sentís curiosidad. En ambos casos hay razones para hacerse con la caja.

Empiezo por el segundo, ya que este Disney Villainous: Wicked to the Core es una expansión autojugable, es decir, que no necesitáis el juego base para jugar, aunque con ella solo podréis sentaros a la mesa un máximo de tres personas. Y si lo jugáis a dos, solo existen tres combinaciones de enfrentamientos. Así que si no estáis muy convencidos, adquiriendo esta caja arriesgáis menos (aunque el coste tampoco está muy alejado de lo que supone el juego original).

Para los que ya tenéis Disney Villainous, el beneficio que ofrece combinarlo con esta caja es compensar el reparto de personajes a la hora de jugar con cuatro en mesa, ya que el juego base tenía un trio de personajes «difíciles» y otro de personajes «fáciles», por lo que a cuatro jugadores al menos uno lo iba a tener más fácil que los demás.

De todos modos, yo vuelvo a remarcar (como ya hice en la tochorreseña del base) que Disney Villainous es un entretenimiento muy familiar y que no tiene una vida especialmente larga, ya que una vez has comprobado cómo funciona un villano, quedarán pocos alicientes (a nivel mecánico) para volver a jugar con él, porque, al final, es como verse una película. Ya sabemos que los más pequeños tardan más en cansarse y son capaces de entrar en bucle reversionando una misma película una y otra vez, pero eso con la edad se pierde. Pues aquí pasa más o menos lo mismo.

Detalle Hades
Detalle Hades

En cuanto a la producción, se mantiene el nivel del juego base, en general, de alto nivel. Las cartas muestran un gramaje generoso, tamaño estándar, textura lisa y buena respuesta elástica. Son el componente principal del juego y son magníficas, aunque, como se manosean bastante, recomiendo el enfundado (luego cuesta guardarlas en el inserto sin que se doblen las esquinas de las fundas). Los peones son elegancia pura, aunque en este caso el del Dr. Facilier desluce bastante respecto a los demás (es lo que tiene ser un villano olvidable). Las fichas de poder son de un cartón de buen grosor y ya vienen destroqueladas. Por contra, tenemos unos tableros personales de una cartulina fina que desluce bastante. Por último, el reglamento es claro y está bastante bien estructurado.

Respecto a las ilustraciones, como ya dije en la opinión del juego original, son magníficas. Me encanta que se hayan «reilustrado» los momentos icónicos de cada película para conseguir un acabado uniforme entre todos los villanos, algo que habría ocurrido de recurrir a capturas de los largometrajes teniendo en cuenta la enorme distancia a nivel técnico que hay entre algunos de ellos.

Y vamos cerrando. Disney Villainous: Wicked to the Core es una expansión autojugable que amplia al diseño en el que encarnaremos a un famoso villano de películas Disney en su intento por alcanzar sus objetivos antes que el resto de villanos. Como juego independiente, puede ser una buena opción si tenéis curiosidad por el diseño sin tener que invertir tanto, mientras que si el juego original os gusta, dos de los tres villanos incluidos son muy carismáticos y aumentarán las combinaciones de vuestras partidas. Por contra, no aporta absolutamente nada a nivel mecánico y sigue adoleciendo de los mismos defectos que el juego original, esto es, bajísima rejugabilidad y poca interacción. Por todo esto le doy un…

Aprobado

Si te ha sido útil lo que has leído

¡Ayúdame a mantener el blog!

1 comentario en «Reseña: Disney Villainous, Wicked to the Core»

  1. Hola. Como siempre, muchas gracias por esta reseña.

    Por aquí lamentablemente aún no tenemos el juego base, pero sí lo hemos jugado tres veces en casa de unos amigos. Y la verdad es que lo hemos disfrutado bastante.

    Es cierto que, como dices, seguimos bastante de cerca el universo de Disney y eso probablemente hace que el juego nos atrape aún más. Las historias de los villanos nos han parecido muy bien trabajadas, al igual que su producción.

    Creemos que esta expansión autojugable puede ser una buena apuesta para el futuro, aunque preferiríamos combinarla con el juego base.

    ¡Saludos! Y gracias de nuevo.

    Responder

Responder a Juegodex Cancelar la respuesta