Reseña: Bang!

Introducción

¡Hoy toca reseña! Y en esta ocasión os traigo uno de esos juegos que se adapta bien a un buen número de jugadores y es muy divertido. No es otro que Bang!. Un juego donde los pistoleros más rápidos del oeste se enfrentarán entre si hasta que ganen los buenos o los malos…

Portada
Portada

Bang! es un juego de cartas del diseñador italiano Emiliano Sciarra que nos traslada al viejo oeste en el que tomaremos un determinado rol y tendremos que cumplir nuestros objetivos, evitando que acaben con nosotros en el intento.

Pero nadie sabrá qué somos, si unos fieles alguaciles que intentaremos ayudar a nuestro amado Sheriff, o unos viles Forajidos que queremos deshacernos de la autoridad local. O tal vez seamos un Renegado que vuelve para ajustar cuentas con el pueblo. Quien sabe…

Publicado en 2002 por la editorial en el pais natal de Emiliano, Bang! se encuentra publicado en España de la mano de Edge Entertainment desde 2009 con un precio recomendado de 19,95 €. Permite partida de 4 a 7 jugadores, con una duración aproximada de 30 minutos por partida.

Contraportada
Contraportada

Importante: si ya conoces el juego y/o sólo te interesa mi opinión sobre el mismo, puedes pasar directamente al apartado de Opinión. Los apartados Contenido y Mecánica están destinados especialmente a aquellos que no conocen el juego y prefieren hacerse una idea general de cómo funciona.

Ir a la Opinión Personal


 

Contenido

El juego viene en una caja de cartón de dimensiones 19,1 x 13,7 x 4,6 cm que contiene en su interior:

  • 7 cartas de rol: 1 sheriff, 2 alguaciles, 3 forajidos y 1 renegado
  • 16 cartas de personajes
  • 80 cartas de juego
  • 7 cartas de resumen
  • 7 tableros de cartulina
  • 30 fichas de bala de cartón
  • Reglamento
Contenido
Contenido

 

Mecánica

Bang! es un juego de cartas en el que asumiremos un rol habitual en el lejano oeste. En función de este rol tendremos un objetivo que cumplir. Si somos el primero en cumplirlo, ganaremos la partida.

 

Conceptos Básicos

Como siempre, hay que aclarar ciertos conceptos básicos para entender la mecánica del juego.

Hay varios tipos de cartas, que se detallan a continuación:

  • Cartas de Rol: son las cartas que nos marcarán nuestro objetivo en la partida. Existen 4 roles:
    • Sheriff: su objetivo es eliminar a los forajidos y al renegado.
    • Alguacil: su objetivo es evitar que eliminen al Sheriff, así como ayudarle a cumplir su objetivo.
    • Forajido: su objetivo es eliminar al Sheriff, aunque nada les impide acabar con otros forajidos.
    • Renegado: su objetivo es eliminar a todos los jugadores, pero dejando en último lugar al Sheriff.
  • Cartas de Personaje: independientemente del rol, nos meteremos en la piel de un personaje concreto, con una habilidad concreta que no poseerá ningún otro jugador. Además, la carta de personaje indica cuantas balas (vidas) tendremos al principio de la partida.
  • Cartas de Juego: son las cartas que utilizaremos a lo largo de la partida. Dentro de estas cartas existen 2 subtipos:
    • Objetos: son cartas cuyo efecto no ocurre al ponerlas en juego, sino que nos conferirán una determinada ventaja. Estas cartas no se descartan al ser jugadas, sino que se mantienen delante de nuestro tablero mientras ningún jugador nos las quite. Tienen el marco de color azul.
    • Eventos: son cartas cuyo efecto ocurre al ponerlas en juego. Se juega, se aplica el efecto y se descarta la carta. Tienen el marco de color marrón.
Balas
Balas

Por otro lado tenemos las vidas de cada jugador, representadas con fichas de balas de cartón. En función del personaje elegido, tendremos un número concreto de vidas al principio de la partida. Nunca podremos tener más vidas que las que indica nuestro personaje (a excepción del Sheriff, que tendrá siempre una vida extra respecto a lo que indique su personaje). Cuando un jugador se queda sin balas, queda eliminado de la partida.

Tenemos el concepto de Distancia, fundamental para el desarrollo de la partida. La distancia es el espacio que nos separa entre el resto de jugadores, contándose por unidades y jugadores adyacentes. Es el número de posiciones que nos separan de cada jugador. Por ejemplo, dos jugadores adyacentes se encuentran a distancia 1. La distancia respecto a otro jugador aumentará en tantas unidades como saltos tengamos que realizar para alcanzar a dicho jugador. A la hora de computar la distancia, podemos hacerlo en sentido horario y antihorario. Cuando se elimina a un jugador, los dos jugadores adyacentes a este ahora se consideran adyacentes entre si, por tanto, a distancia 1.

Roles
Roles

También existe el concepto de Desenfundar. Habrá cartas que nos indicarán que debemos desenfundar para realizar una determinada acción. Si nos fijamos, todas las cartas de juego equivalen a una carta de una bajara de naipes francesa (corazones, picas, tréboles y diamantes, con su respectivo número).

Desenfundar no es más que revelar la primera carta del mazo de robo y, en función del valor y el palo, el efecto será uno u otro.

Finalmente, un breve comentario sobre los tipos de cartas de juego, para tener en mente todas las posibilidades:

  • Cartas de Objeto:
    • Armas: solo podremos tener un arma durante toda la partida. En la carta se indica la distancia de alcance que posee dicho arma. Este será el máximo alcance que tendremos mientras la tengamos en juego. Todos los jugadores comienzan con una Colt 45 (representada en el tablero) con alcance 1. Si deseamos equiparnos con un nuevo arma, se descarta el que tuviésemos y ponemos en juego el nuevo. Hay un arma especial, la Volcanic, que tiene alcance uno, pero elimina la restricción de “solo una carta de Bang por turno”, permitiéndonos jugar tantas cartas de Bang como queramos (restricción que se explica más adelante).
    • Mustang: este fiel corcel nos dará algo de distancia respecto al resto de jugadores. A efectos prácticos, todos los jugadores ven aumentada su distancia hacia nosotros en 1 unidad.
    • Mira Telescópica: si tenemos en juego la mira, nosotros veremos reducida en 1 unidad la distancia a la que tenemos al resto de jugadores.
    • Barril: cuando alguien realiza un disparo sobre nosotros, si tenemos el barril en juego, siempre podremos desenfundar antes. Si la carta revelada es de corazones, esquivamos el disparo. En caso contrario, es como si no tuviésemos barril.
    • Cárcel: podemos poner en juego esta carta colocándosela en frente a cualquier jugador. Cuando el turno le llegue, podrá desenfundar. Si saca corazones, sale de la cárcel. En caso contrario, pierde el turno y la carta de cárcel se descarta.
    • Dinamita: el jugador que la puso en juego la coloca en frente de su tablero y juega su turno normalmente. Cuando le vuelva a tocar, lo primero que deberá hacer es desenfundar. Si la carta mostrada está comprendida entre el 2 y el 9 de Picas, la dinamita le estalla, perdiendo 3 balas (vidas). En caso contrario, la dinamita pasa al jugador de nuestra izquierda, teniendo este que desenfundar. Se repite el proceso hasta que la dinamita le estalle a algún jugador.
Cartas de Objeto
Cartas de Objeto
  • Cartas de efecto:
    • Bang: esta carta se juega contra un jugador que tengamos al alcance. Si no evita el disparo, pierde una bala (vida). Por norma general, solo se puede jugar una carta Bang en un turno.
    • Fallaste: sirve para esquivar las cartas de Bang.
    • Cerveza: permite recuperar una bala (vida), siempre sin exceder el número máximo de balas que indique nuestro personaje. Como norma especial, si nos quedamos sin balas (vidas), aunque no sea nuestro turno, podemos poner en juego una carta de Cerveza si la tenemos en nuestra mano, recuperando una bala (vida), manteniéndonos en la partida.
    • Indios: el resto de jugadores podrán descartar una carta de Bang o perder una bala (vida)
    • Duelo: el duelo se juega contra un jugador, independientemente de la distancia. Cada jugador, empezando por aquel contra el que iniciaron el duelo, comienzan a descartar alternativamente cartas de Bang. El primero que no pueda descartarse de una carta de Bang, pierde una bala (vida). De todas formas, el duelo NO se considera una carta de Bang.
    • Ametralladora Gatling: el efecto es como si se jugase un Bang contra todos los demás jugadores, pero NO se considera una carta de Bang.
    • Pánico: permite robar una carta a un jugador a distancia 1. Para computar esta distancia, el Mustang y la Mira Telescópica se tienen en cuenta, pero las armas no. La carta puede ser de su mano o de las que tenga en juego.
    • Ingenua Explosiva: al jugarse sobre un jugador, este deberá descartarse de una carta.
    • Saloon: el efecto es como si todos los jugadores jugasen una Cerveza, es decir, todos los jugadores ganan una bala (vida).
    • Almacén: se revelan tantas cartas como jugadores haya. Empezando por el que jugó el Almacén, y continuando en sentido horario, los jugadores eligen una de esas cartas que añaden a su mano.
    • Diligencia: el jugador roba 2 cartas del mazo y ponlas en tu mano.
    • Wells Fargo: el jugador roba 3 cartas del mazo y ponlas en tu mano.
Cartas de Efecto
Cartas de Efecto

 

Preparación de la Partida

En función del número de jugadores se toman las siguientes cartas de rol:

  • 4 jugadores: Sheriff, Renegado y 2 Forajidos
  • 5 jugadores: Sheriff, Renegado, 2 Forajidos y 1 Alguacil
  • 6 Jugadores: Sheriff, Renegado, 3 Forajidos y 1 Alguacil
  • 7 Jugadores: Sheriff, Renegado, 3 Forajidos y 2 Alguaciles
Cartas de Ayuda
Cartas de Ayuda

Se barajan las cartas de rol y se reparte una a cada jugador. Estos roles se mantienen ocultos durante la partida, a excepción del jugador con la carta de rol de Sheriff, que la revela y toma una bala (vida) extra.

Se barajan las cartas de personajes y se reparte una a cada jugador, el cual leerá la habilidad especial de su personaje en voz alta y lo tendrá visible durante toda la partida.

Se barajan las cartas de juego, y se reparte a cada jugador tantas cartas como balas tenga en su tablero.

 

Desarrollo de la Partida

La mecánica de juego es muy sencilla. Cada jugador en su turno realizará lo siguiente:

  1. Robar 2 cartas del mazo de cartas de juego (si el mazo se agota, se baraja la pila de descartes y se coloca como nuevo mazo).
  2. Jugar cartas. El jugador podrá utilizar tantas cartas como desee en su turno (incluso ninguna), pero siempre cumpliendo estas dos normas
    1. Solo se puede jugar una carta Bang por turno (si no hay algún elemento que diga lo contrario)
    2. No se pueden tener en juego cartas de objeto repetidas
  3. Descartar las cartas que sobren. El jugador deberá quedarse siempre con tantas cartas como balas (vidas) le queden.

Un jugador es eliminado cuando pierde todas sus balas (vidas). En ese momento, descarta todas sus cartas (en el orden que quiera). Además, si el Sheriff elimina a un Alguacil, pierde inmediatamente todas sus cartas. Y cualquier jugador que elimine a un Forajido, gana una recompensa de 3 cartas del mazo.

 

Fin de la Partida

La partida finaliza cuando alguno de los roles logra cumplir su objetivo. Es decir:

  • Si el Sheriff muere, y solo queda vivo el Renegado, este será el ganador. En cualquier otro caso, los ganadores son los Forajidos.
  • Todos los Forajidos y el Renegado son eliminados. Entonces el Sheriff y los Alguaciles son los ganadores.

 

Opinión Personal

Nos encontramos frente a uno de esos juegos de cartas que permiten jugar con muchos amigos, como Ciudadelas y similares. Y es un juego de los que yo llamo “de asimilación lenta”. Al igual que hay juegos que desde la primera vez que los juegas te enganchas y quieres repetir, Bang! le ocurre todo lo contrario. Las primeras partidas que echas puede que no le pilles el gusto. Hay un buen número de tipos de cartas, sumado a los efectos de los personajes, no es trivial abarcar todas las posibilidades en las primeras partidas, por lo que al principio puede que no nos entusiasme demasiado. Sin embargo, a medida que vamos dominando el juego (en especial si TODOS los jugadores lo dominan), se desarrollan partidas dinámicas y divertidas, con mucha tensión. Hay que tener claro este proceso para no aburrirse de Bang! y dejarlo olvidado en la estantería.

Lo mejor sin duda es el faroleo que ocurre, sobre todo, al principio de la partida, pues solo se conoce al Sheriff. Eso, unido a que la distancia de alcance al comienzo de la partida es limitada, permite que podamos ocultar nuestras verdaderas intenciones. Esto provocará acaloradas discusiones durante la partida argumentando por qué somos un determinado rol y no otro. Faroleando que es gerundio.

Personajes
Personajes

No obstante, el gran punto negativo del juego es esa componente Ameritrash en la que los jugadores son eliminados a lo largo de la partida. Por un lado le da sentido al juego, pero por otra puede suponer un gran lastre, sobre todo con un número alto de jugadores. En el momento que un jugador es eliminado, como es obvio, deja de participar en la partida, y se queda allí esperando a que esta finalice. Si la partida tiene un ritmo normal y los jugadores son ágiles, no es mucho problema. Sin embargo, si los jugadores son primerizos y no están familiarizados con las cartas, la partida puede durar más de lo normal, desanimando a los jugadores eliminados, que pueden caer en un profundo aburrimiento. Sin embargo, si la partida se desarrolla de forma dinámica y, aunque nos eliminen, nos metemos en la partida, es muy interesante ver como esta acaba, queriendo echar otra rápidamente para desquitarnos lo antes posible. Tampoco hay que olvidar que, al ser un juego de cartas, podemos transportarlo fácilmente para llevárnoslo a cualquier lado.

Tableros
Tableros

Obviamente, al ser un juego de cartas, es IMPRESCINDIBLE enfundarlas. Y en este caso más aún. Es un juego en el que las cartas están en constante movimiento y se barajan repetidas veces, por lo que si queremos que el juego tenga una larga y prospera vida, tendremos que gastar un poco más en protección. Afortunadamente las cartas poseen un tamaño estándar, y no tendremos que remover cielo y tierra para encontrar las fundas adecuadas.

En definitiva, un juego de cartas ameno y divertido, que las primeras veces no nos llamará mucho, pero que si el grupo de jugadores se mete en la partida, proporciona momentos épicos y muchas ganas de repetir. Lo malo es que la eliminación de jugadores y el posible alargue de las partidas puede convertir la partida en algo horripilante. Por todo esto le doy un…

Aprobado

Si te ha sido útil lo que has leído

¡Ayúdame a mantener el blog!

17 comentarios en “Reseña: Bang!”

  1. Excelente reseña para un juego de mierda.

    Jajjaja, lo siento, no he podido evitar soltar la frase. A mí no me gusta mucho, y he logrado evitar (tras su estreno) jugarlo las veces que me lo han ofrecido después. Pero sé que hay mucha gente a la que le encanta. Digamos pues, que en mi caso, habiendo descubierto posteriormente juegos de cartas tan buenos, me resulta innecesario regresar a este, más caótico, tontuno, azaroso, con eliminación de jugadores, etc.

    Por cierto que no sé si sabes que existe una variante para no eliminar jugadores que dicen los que la han probado que funciona muy bien.

    Un saludo y ánimo con el blog.

    Responder
    • Ante todo, gracias por el comentario!! xD

      A mi el juego al principio no me llamó mucho. Pero luego le fui pillando el gustillo. Me regalaron la expansión de Wild West Show, que le da algo mas de gracia. Pero como dices, hay juegos de cartas mucho mas interesantes que este en los que se juegan con roles e identidades ocultas.

      Estoy detras de "La Resistencia", que todo el mundo habla muy bien de él. A ver que tal!

    • La Resistencia no está mal. A mí no me entusiasma jugarlo, pero porque siempre intento montar un Galactica (que es lo mismo pero mejor, más denso, largo e intenso) cuando alguien sugiere un Resistencia.

      Juegos de cartas excelentes y que admitan bastantes jugadores: Ciudadelas, Dixit, Condottiere, Boomtown, Fantasy Business, Dragon's Gold, Jungle Speed, Die Kutschfahrt zur Teufelsburg, Palastgefluster, Sí Señor Oscuro, Shadow Hunters, etc.

      Para menor número de jugadores existe otro mogollón de mejores opciones, pero ya no son comparables al ejemplo de Bang que propones.

      Saludos.

    • Obviamente no es un "must have". En su día fue un regalo y tengo bastantes colegas a los que les gusta 😛

      Pero como dices, los hay mucho mejores. Me falta algo de espiritu critico, porque, para mi, los juegos que forman parte de mi ludoteca son como pequeños hijos. Me cuesta no recomendarlos 😛

      Me pasa algo parecido con el Munchkin. Lo tengo, algún día lo reseñaré, pero es de los que menos sale a la mesa.

  2. A mi el Bang es un juego que me ha dado horas y horas de diversión en la cueva desde que me hice con él hará ya unos cuantos años, así que lo tengo en gran estima.

    Aunque ya no lo juego tanto me sigue pareciendo un buen juego de cartas para echar unas partidas entre juego y juego más denso y reírte un rato pegando tiros. Creo que el único juego de cartas que me ha dado tantas horas de diversión desde el bang ha sido el Hanabi y entre que me hice con uno y otro ha pasado un tiempecillo.

    El poder ser un personaje diferente en cada partida, con sus respectivas habilidades, y el hecho de que el grupo de personas de un bando u otro también cambia a cada partida son unos detalles que le dan más alicientes al juego. Además este es uno de esos juegos que depende de con quien juegues te lo puedes pasar muy bien o aburrirte así que del grupo de juego también dependerá que la partida sea mejor o peor.

    Buena reseña Ivan, un saludo.

    Responder
  3. Muy buenas tardes, el juego es espectacular, llevo dos años sin jugar, y ahora que quiero volver a jugar me estoy haciendo el mazo, creo que tengo todas las cartas ya, pero no se el numero de cartas de cada tipo que debo incluir a la hora de jugar. ¿Podrías decirmelo? Muchas Gracias!!!

    Responder
  4. En mi grupo de juego ha pasado dos cosas:
    Los muy jugones lo odiamos. Al principio nos enganchó, y podemos decir que descubrimos el mundiloo de los juegos rápidos con este. Pero nos hemos ido rayando poco a poco, y no nos gusta ahora nada.
    Los nada jugones, que les cuesta pillar las reglas de todos los juegos y en general odian los juegos de mesa, lo adoran. Aunque les costó pillarle el gustillo.

    Por qué pasó esto?
    No creo que sea por el tema de las eliminaciones. Sí, es cierto que todos los detractores del Bang! siempre hablan de eso como un punto negativo, pero creo que parte de la gracia del juego es que te puedas equivocar al eliminar a alguien. Yo creo que los jugones de mi grupo se han hastiado de jugarlo porque tiene un componente de azar importante: A medida que te quedas sin compañeros de equipo, lo único que puedes hacer es farolear y confiar en que te salgan buenas cartas. Si al final se quedan el sherif y el renegado, el 90% del resultado final depende de lo que toque al robar. Esto hace los finales de partida aburridos, aunque al principio nos entusiasmaban.
    Y creo que a los no jugones de mi grupo les gusta por esto. Depende mucho de farolear, y cuando ya no valen faroles la habilidad de anticipar movimientos de la que ellos carecen insconcientemente no sirve de nada, por lo que están al mismo nivel que los expertos. Y además, como se juega en equipos, el mal jugador no lo parece tanto.

    Es mi opinión, y la de los expertos de mi grupo.

    PD: cuando digo experto, podría decir experimentado jugador friki.

    Responder
    • Que gran comentario para una reseña ya con tiempo! xD

      Yo lo tengo muy aparcado por eso. Desde que descubrí el One Night Ultimate Werewolf o el Meuterer, no quiero otro juego de roles ocultos. El Bang me parece demasiado azaroso y eso, que se puede alargar en demasía. Para empezar está bien, pero al final se le pilla tirria.

      Muchas gracias por comentar!!

  5. Buenisimo… el review, el juego no tanto.
    Con mi grupo nos molestan 2 cosas: una es que 1 jugador casi siempre muere en la primera ronda, sino en la segunda; dejandolo papando moscas por mucho tiempo; la otra, es que cuando todo se redujo a 1Vs1 o 1 Vs2, el juego puede alargarse demasiado.
    Nosotros optamos por pasarnos al BANG!: Samurai Sword.

    Saludos!

    Responder
    • Si, pasado un tiempo Bang! ha ido cayendo en mi clasificación bastantes puestos. Me han dejado de molar los juegos de roles ocultos en los que hay eliminación. Todos coinciden en que la versión de dados es mucho mejor. Pero aun así, ahora prefiero titulos como La Resistencia o One Night Ultimate Werewolf!

      Un saludo!

  6. Bang! es un juego al que guardo mucho cariño, porque fue de los primeros en introducirme de nuevo en los juegos de mesa.

    Has probado la edicion "Bang! La Bala"? Incluye las expansiones, que dan otra dimensión al juego introduciendo por ejemplo las cartas de evento cada turno. Con estas cartas pueden volver los jugadores eliminados a la partida, se cambia el sentido del turno, se convierte temporalmente en rojas todas las cartas…

    Personalmente, no sería capaz de jugar hoy día al juego original sin las dos expansiones de "La Bala"

    Responder
    • He jugado con una de las expansiones, pero me parece complicarlo en exceso. El concepto de juego está bien, pero es cierto que, con el paso del tiempo, he ido descubriendo juegos de roles oculto mucho mas interesantes. Como bien dices, de iniciación está genial, pero luego cuesta sacarlo a la mesa.

      Un saludo y gracias por pasarte!

    • La probé mucho tiempo después de hacer esta reseña y sí, es la mejor versión. Ofrece las mismas sensaciones que Bang! pero con duración contenida y mucho mas divertido. Sigue teniendo eliminación, pero el juego tiene un sistema de desgaste que hace que cuando el primero muera falte relativamente poco para que la partida finalice y no se eternice. Saludetes!!

Responder a immunitybg Cancelar la respuesta