Reseña: Los Compañeros de Marco Polo

Introducción

A finales del siglo XIII Marco Polo regresa, después de un largo viaje, a su ciudad natal, Venecia, una ciudad comercial muy solicitada. Para obtener allí ciertos privilegios y acceder a los palacios de las familias nobles, Marco tiene que hacer algunos esfuerzos. Esto realza aún más su reputación en la ciudad, lo que le da ventajas adicionales. A Marco Polo le gusta hablar de sus viajes y aventuras. Menciona a sus compañeros una y otra vez. Lo acompañaron y lo apoyaron en su camino, a veces más corto, a veces más largo.

Portada

Así se nos presenta Los Compañeros de Marco Polo, la primera expansión de Los Viajes de Marco Polo, diseñada por los autores del juego básico, Simone Luciani y Daniele Tascini. Se publicó en 2017 por Hans im Glück, siendo licenciado posteriormente por la ristra de editoriales que publicaron el juego base en su día. Como no podía ser de otra forma, el señor Dennis Lohausen (Terra Mystica, Helios o Qin) se vuelve a encargar del aspecto visual.

El juego se encuentra publicado en nuestro país por Devir, aunque la expansión es completamente independiente del idioma (a excepción del reglamento). Amplia el rango de jugadores de 1 a 5 jugadores, una edad mínima sugerida de 12 años y con una duración aproximada de entre 40 y 120 minutos. El precio de compra recomendado es de 35 €. Para esta reseña se ha utilizado una copia de la edición en español de Devir.

Contraportada

Importante: si ya conoces el juego y/o sólo te interesa mi opinión sobre el mismo, puedes pasar directamente al apartado de Opinión. Los apartados Contenido y Mecánica están destinados especialmente a aquellos que no conocen el juego y prefieren hacerse una idea general de cómo funciona.

Ir a la Opinión Personal

 

Contenido

Dentro de una caja de cartón de dos piezas (tapa y fondo), de dimensiones 31,5×22,6×5,6 cm. (caja rectangular de dimensiones similares a la expansión de Russian Railroads), encontramos los siguientes elementos:

  • 6 Nuevas Losetas de Contratos (de cartón)
  • 5 Nuevos Losetas de Personajes (de cartón)
  • 5 Fichas de Dados (de cartón)
  • 3 Nuevos Bonificadores de Ciudad (de cartón)
  • 8 Camellos Pequeños (de madera)
  • 19 Cartas (43×68 mm.):
    • 11 Cartas de Bonificación
    • 4 Nuevas Cartas de Ciudad
    • 4 Nuevas Cartas de Objetivo
  • Reglamento

 

Mecánica

Esta es la primera expansión de Los Viajes de Marco Polo (un juego de colocación de trabajadores representados mediante dados cuyos valores determinarán la potencia de las acciones ejecutadas). Si no conocéis el juego base, os recomiendo leer antes su tochorreseña, pues esta tochorreseña solo trata los nuevos conceptos. Incorpora, además de una mayor variedad de elementos ya existentes en el juego básico (contratos, bonificaciones de ciudad, cartas de ciudad, cartas de objetivo y personajes), dos módulos. El primero es Venecia, que añade una nueva opción con la que colocar puestos comerciales en el nuevo tablero. El segundo es el de los compañeros, que son losetas que proporcionan un potente efecto durante la ronda y se consiguen mediante una nueva acción.

 

Conceptos Básicos

El primer módulo incorpora el Tablero de Venecia. Este tablero funciona, a efectos prácticos, como el tablero básico, esto es, muestra una serie de localizaciones donde se pueden establecer puestos comerciales a lo largo de algunas rutas y que permiten acceder a bonificaciones de ciudad pequeña o cartas de acciones. La diferencia fundamental es que para colocar puestos en estos espacios se debe utilizar una nueva acción que incorpora el propio tablero, que funciona de forma similar a El Favor del Khan, esto es, que los valores de los que han ejecutado la acción previamente delimitan los valores que se pueden colocar a continuación. Algunas de estas localizaciones proporcionan puntos al colocar un puesto comercial. Como se amplía las formas de colocar puestos comerciales, ahora cada jugador dispone de cuatro puestos más que se colocan en una nueva fila fuera del tablero de jugador. La única restricción a la hora de colocar puestos comerciales es que el primero debe situarse en la localización inferior y, proseguir en orden (no se pueden efectuar saltos). Al igual que las rutas del juego básico, algunas rutas requieren un pago en monedas o recursos.

Tablero de Venecia

El otro modulo es el de los Compañeros. Se trata de unas pequeñas losetas alargadas que se conectan al tablero de jugador y que cada una de estas aporta un efecto aplica durante la ronda actual desde que se obtiene. Para conseguir estas losetas se dispondrá de una nueva acción que, adicionalmente, proporciona un recurso. Algunos compañeros muestran efectos de un solo uso, mientras que otros aplican modificaciones sobre reglas o costes.

Compañeros

Y poco más.

 

Preparación de la Partida

  1. Además de mezclar los nuevos elementos con los del juego base a la hora de preparar la partida, se deben seguir estos nuevos pasos si se añaden todos los módulos:
  2. Venecia (en partidas de 5 jugadores es obligatorio el uso de este módulo):
    • Desplegar el tablero de Venecia junto al tablero original.
    • Colocar cartas y losetas de ciudad en cada una de las localizaciones.
    • Si en la partida hay menos de 5 jugadores, es necesario reducir el número de espacios disponibles en la acción de Venecia, de forma que deben quedar tantos espacios como número de jugadores menos uno. Para ello se colocan dados de un color no utilizado ocupando posiciones a la izquierda con el valor 1.
  3. Compañeros:
    • Se mezclan las 9 losetas de compañeros y se colocan bocabajo en una pila. A continuación, se revelan 6 de estos compañeros y se colocan en uno de los márgenes del tablero.

¡Ya podemos empezar!

Extras de la Expansión

 

Desarrollo de la Partida

El desarrollo de una partida de Los Viajes de Marco Polo con esta primera expansión no se ve alterado más que en la preparación de cada ronda (que hay que volver a mezclar todos los compañeros y disponer un nuevo suministro de estos), disponiendo únicamente de dos nuevas acciones:

Módulo de Venecia: la acción funciona igual que El Favor del Khan, esto es, los dados no pueden apilarse, sino que deben colocarse cada uno en los espacios existentes, cumpliendo la norma de que cada nuevo dado colocado debe mostrar un valor igual o superior al colocado en la posición anterior. Igualmente, no se puede colocar más de un dado de un mismo color en la acción. La acción nos permite colocar el siguiente puesto comercial en una de las ubicaciones alcanzables del tablero de Venecia, siendo obligatorio colocar el primer puesto en este tablero en la localización inferior y, a partir de ahí, seguir las rutas sin saltar localizaciones. Cuando un jugador coloca un puesto comercial, al igual que en el juego base, tendrá acceso a las acciones de las cartas o recibirá el beneficio de la loseta de bonificación (en el mismo turno que la alcanza y en la fase de ingresos de rondas posteriores). Por último, hay localizaciones que proporcionan puntos de victoria cuando se coloca un puesto comercial en ellas.

Módulo de Compañeros: la pila de losetas que no se han revelado muestran un nuevo espacio de acción que funciona de forma habitual (pudiendo apilarse los dados). Esta acción proporciona un recurso (especias, seda u oro) y escoger a un compañero, que se coloca en el tablero personal. A partir de este momento, el compañero proporciona su habilidad al jugador hasta que la ronda finalice. Un mismo jugador puede obtener varios compañeros, pero cumpliendo la regla de no poder colocar dados de un mismo color que dados a colocados en la acción. Algunos compañeros proporcionan beneficios de un solo uso (se voltea la loseta), mientras que otros proporcionan efectos permanentes durante la ronda. Al final de la ronda se deben devolver todos los compañeros.

Extras de la Expansión

 

Fin de la Partida

La expansión no altera el flujo de partida, que sigue finalizando tras la quinta ronda. Tampoco añade ningún elemento adicional a tener en cuenta en la evaluación final.

 

Opinión Personal

Era de suponer que uno de los grandes éxitos de 2015 recibiese su correspondiente expansión. Hans im Glück se suele tomar con calma este tema y hemos tenido que esperar más de 2 años hasta que la primera ha sido publicada. Vamos a analizar los añadidos que incorpora y como le sientan al juego, no sin antes agradecer a Devir la cesión de la copia que ha posibilitado esta tochorreseña. Ya lo he dicho al comienzo del apartado de la mecánica, pero, si no conocéis Los Viajes de Marco Polo, lo recomendable es leer su tochorreseña antes de proseguir.

Detalle Compañero

Como muchos sabéis, Los Viajes de Marco Polo es uno de esos eurogames a los que tengo especial cariño. Si bien no me parece un juego sobresaliente, si es cierto que está al borde de la excelencia, destacando sobretodo por la variabilidad en su preparación y su tensión desde el primer hasta el último minuto. Es por eso que tenía muchas esperanzas en esta expansión y ver si conseguía pulir esas aristas para subir a la máxima calificación. Esta expansión, además de añadir diversidad a los elementos ya existentes, aporta 2 módulos que podemos añadir por separado o de forma conjunta al juego básico.

El primero de ellos es el de Venecia, sin duda el más llamativo, pues añade una extensión de tablero con nuevas localizaciones, aunque en esta ocasión serán palacios dentro de una misma ciudad. Estas localizaciones funcionan exactamente igual que las del tablero básico, esto es, permite colocar puestos comerciales en ellas para poder acceder a nuevas acciones o a recompensas recurrentes. La diferencia fundamental es que no dispondremos de ningún peón para viajar entre estas ubicaciones, sino que iremos colocando puestos comerciales de forma directa, desde una localización concreta, mediante una acción con una disposición similar a la de El Favor del Khan, esto es, que está limitada en usos y los dados que se coloquen deben mostrar un valor igual o superior al colocado en la posición anterior.

Como ya supondréis, esto facilita la colocación de algunos puestos comerciales e incita a los jugadores a ejecutar esta acción ya que permite acceder a bonificaciones y acciones adicionales sin tener que sufrir los rigores del viaje. Y es que algunas partidas, por culpa de las cartas de objetivo y del personaje que nos ha tocado provoca que nos centremos en los contratos y poco en viajar, de forma que si algún jugador consigue en las primeras rondas activar localizaciones con estos beneficios recurrentes es posible que abra una brecha con cierta facilidad. Para compensar esta nueva vía para colocar puestos comerciales y evitar que los jugadores alcancen de forma sencilla la bonificación por colocar todos los puestos (o todos menos uno), los jugadores ahora deberán colocar 4 puestos comerciales más si desean acceder a estos puntos.

Quinto Jugador

Me parece un módulo acertado que relaja un poco el agobio al ver que un jugador obtiene más ingresos que nosotros o puede acceder a acciones adicionales mientras nuestro peón se encuentra atrapado en alguna parada de las diversas rutas. Sin embargo, no considero que este módulo le aporte ese plus que demandaba para elevar a uno de los grandes éxitos de Hans im Glück a los altares.

Por otro lado, tenemos el módulo de los Compañeros. Como resumen rápido, podríamos decir que son unos personajes de “usar y tirar”. En cada ronda tendremos la opción de, a cambio emplear un dado, obtener un compañero que nos proporcionará un beneficio durante la ronda, que podrá ser de única activación o de efecto continuo. Ésta sí me parece una incorporación más que interesante, ya que permite combinaciones muy interesantes y habilitas vías de escape a situaciones apuradas que podían darse en el juego, sobre todo relacionado con el dinero y en partidas con muchos jugadores. Me parece un módulo que aporta algo más y que resulta muy interesante a la hora de planear el desarrollo de cada ronda y que apenas altera en cuanto a complejidad el diseño. Es cierto que los jugadores deben conocerse los compañeros para no sentirse abrumados, pero será un conocimiento sé que se adquiera con las partidas. Podríamos decir que es un módulo que, en cierto sentido, fusiona a los personajes con los contratos. Están en un suministro, los jugadores compiten por ellos y ofrecen efectos de forma exclusiva, aunque solo durante la ronda. Este es el módulo por el que la expansión merece la pena, aunque pueda resultar algo pobre al tratarse únicamente de 9 losetas.

La expansión se completa con el quinto jugador, que añadirá más agobio aun si cabe, siendo obligatorio el uso del módulo de Venecia y casi que también el de los compañeros. Ya sabéis que, en mi opinión, uno de los defectos de Marco Polo es que, funcionando bien a cualquier número de jugadores, la partida cambia de forma importante de jugarla a 2 y jugarla a 4 por el tema de las acciones ocupadas entre turnos de un mismo jugador, viendo como el dinero gana en importancia. A cinco jugadores esto se acentúa y solo se ve aliviado por algunos compañeros, que puede que ni aparezcan en alguna ronda. Es una opción, pero no sé si era algo necesario en este juego.

Nuevos Personajes

Por último, se añaden cinco nuevos personajes. Algunos de ellos pueden recordar a personajes ya existentes en el juego básico, como la que incorpora un dado virtual, muy similar al que aportaba un dado blanco adicional, o el que comienza en cualquier oasis, que recuerda al que permite comenzar desde Beijing (aunque este se complementa con una interesante habilidad como es la de poder liberar de dados una acción para poder ejecutarla sin coste). Otro personaje interesante es el que permite obtener un compañero al comienzo de cada ronda (ligado al segundo módulo), y, por último, dos personajes relativamente parecidos, uno que permite al jugador tomar 5 personajes no utilizados y disponer del efecto de cada uno en cada una de las cinco rondas (como si se tratasen de compañeros) y otro que proporciona al jugador 6 cartas de bonificación de 15 posibles que funcionan como acciones adicionales de un solo uso ejecutables en cualquier momento de la partida.

Tal vez el aspecto más negativo del producto sea su precio. Y es que por casi un cuarto de lo que encontramos en la caja del juego original (componentes para un jugador, unas pocas cartas, dos hojas de un tablero de seis hojas y algunas lostillas) estamos pagando mas de la mitad de lo que cuesta un básico. Así que hay que seguir sacando mucho a mesa Los Viajes de Marco Polo para rentabilizar la inversión.

En cuanto a la producción, nos encontramos con un buen acabado, como no podía ser de otra forma con Hans im Glück, manteniendo los materiales que encontrábamos en el juego base. Es cierto que el tintado de los componentes difiere ligeramente de los del juego original, pero como no hay ningún elemento de información oculta, apenas molesta. Si resulta curioso que las cartas apaisadas no tengan las caras (reverso y anverso) orientados de igual forma que en el juego básico, esto es, si cogéis una carta de ciudad del juego básico, el reverso (puramente ornamental) mantiene la orientación girándolo horizontalmente, mientras que las de la expansión lo mantienen girándolo verticalmente. Es decir, que en la expansión las cartas apaisadas tienen la ilustración girada 180º respecto a las del juego base. De nuevo, es un detalle menor y que solo se daría cuenta de él un enfermo por el detalle y que no afecta en absoluto a la jugabilidad. Pero resulta curioso. El reglamento no deja lugar a dudas. Y me gusta lo que ha hecho Lohausen con el tablero, ya que le da algo de color a un tablero tan desértico como el del juego básico.

Detalle Venecia

Y vamos cerrando. Los Compañeros de Marco Polo es una buena expansión del juego original y que a los amantes del mismo resultará satisfactoria, aunque no es la expansión que termine de darle el salto definitivo a un muy buen juego como ya es Los Viajes de Marco Polo. No es una expansión imprescindible, pero, si le habéis dado muchas partidas al juego original, es probable que os aporte algo de aire fresco. Por todo esto le doy un…

Notable

Si te ha sido de utilidad lo que has leído...

¡Ayúdame a mantener el blog!

5 comentarios en “Reseña: Los Compañeros de Marco Polo”

  1. Iván, ¿qué opinas de los nuevos contratos con tan alta puntuación? Lo hemos jugado una vez y tengo la sensación que afecta al juego más de lo que pensaba. Imposible alcanzar a alguien que consiga un par de esos contratos.

    Responder
    • Pues que en las partidas que he jugado con la expansión, nunca he cogido uno de estos y siempre he ganado, mientras que Sandra se hacía con un par. Los contratos es una de las cosas mas medidas que hay en el juego. La cantidad de puntos está ponderada según los recursos. Otra cosa es que esos contratos vayan bien con alguna estrategia activando ciertas ciudades. Pero no me da esa sensación.

  2. A mi me ha gustado mucho la expansion, el modulo de Venecia basicamente amplia las opciones de colocacion de dados y facilita quitarte puestos comerciales, ganar dinero y viajar.
    El que mas me gusta sin embargo son los compañeros que ayudan mucho en ciertos aspectos del juego base que antes te podian provocar algun bloqueo, ayudan mucho a la hora de viajar o conseguir dinero.
    Los megapedidos esos es verdad que si salen 2 seguidos y los pilla a la vez un jugador pega unos saltos importantes en el track de puntuación, pero tampoco hay tanta diferencia con lo que se podía llegar a ganar con algunas cartas de ciudad o con el compañero que te da un +3 a los pedidos, en mi ultima partida conseguí servir en un mismo turno 4 pedidos “mierder” con ese compañero con un bonito +12PV de bonus.
    Me gustaba mucho el Marco Polo básico, pero después de probarlo con la expansión me ha pasado algo similar a lo de viticulture cuando lo pruebas con Tuscany.

    Responder
  3. Aupa Iván, no entiendo bien el compañero Cambista. Pongo un dado, cobro 8 monedas y puedo (una sola vez) entregar una mercancia por otras 5 monedas. Pero luego pone que puedo usar esta acción varias veces sin ningún coste. ¿Se refiere a colocar otro dado encima para obtener otras 8 monedas? Supongo que, de ser así, no se puede repetir color

    Responder
    • Eso entiendo yo. Si es un compañero con espacio de acción, si colocas luego un dado negro o el dado blanco si tienes al personaje correspondiente, podrías volver a activarlo.

Deja un comentario