Reseña: Asara

Introducción

Se acercaba mi cumpleaños. Y ya es tradición que entre mis colegas de Barcelona y yo nos regalásemos juegos de mesa (socorridos, del gusto de todos, asequibles y con posibilidad de jugar cuando nos visitamos). Nos pusimos a indagar un poco buscando algún juego que fuera relativamente nuevo y que ofreciese algo distinto a lo que ya tenia. Y encontré esta joyita de la que voy a hablaros.

Como carta de presentación, Asara fue uno de los juegos nominados al Spiel de Jahres del 2011 (año en el que el ganador fue Qwirkle). Pero llegar a las nominaciones da una idea de que nos encontramos ante un producto de calidad. Es un diseño de Michael Kiesling y Wolfgang Kramer.

Portada
Portada

Entremos en materia. En Asara nos metemos en la piel de uno de los grandes arquitectos al servicio del califa. ¿Nuestra misión? Construir las torres mas altas y mas bellas que podamos para que su magnificencia quede encantado. Para mi, que soy de Sevilla, teniendo La Giralda como uno de los referentes culturales mas importantes de mi ciudad, este juego supone un plus de motivación.

Comentar, antes de profundizar mucho mas, que es un juego de 2 a 4 jugadores, con una duración aproximada de unos 45 minutos por partida (duración ideal para jugar 2 y 3 partidas, porque engancha) y con un precio aproximado de 31,95 (bastante asequible para los precios que se manejan hoy en día).

Contaportada
Contaportada

Y como punto final deciros que el juego no ha sido publicado en España por ninguna editorial (una pena, porque el juego lo merece). De todos modos, el juego es totalmente independiente del idioma, y tan solo tendremos que hacernos con alguna traducción de las reglas y listo.

Importante: si ya conoces el juego y/o sólo te interesa mi opinión sobre el mismo, puedes pasar directamente al apartado de Opinión. Los apartados Contenido y Mecánica están destinados especialmente a aquellos que no conocen el juego y prefieren hacerse una idea general de cómo funciona.

Ir a la Opinión Personal

 

Contenido

El juego viene en una caja de tamaño estándar de juegos de mesa, con unas dimensiones de 30 cm x 30 cm x 7,5x cm (medidas muy similares a las de cajas de otros juegos como Dominion, Juego de Tronos o 7 Wonders), con un peso aproximado de 1,7 Kg.

El contenido de la caja es:

  • 9 Piezas de tablero
  • 20 piezas de base de torre
  • 20 piezas de segmento de torre
  • 25 piezas de segmento de torre con ventana
  • 20 piezas de chapiteles de torre
  • 15 Piezas de segmento de torre con ventana iluminada
  • 45 Cartas de agentes (9 de cada uno de los 5 colores: azul, amarillo, morado, verde y naranja)
  • 4 Marcadores de puntos de madera
  • 1 Marcador de año de madera
  • 1 Marcador de cartón de favor del califa
  • 25 Monedas de cartón de valor 1
  • 16 Monedas de cartón de valor 5
  • 11 Monedas de cartón de valor 10
  • 4 Pantallas desmontables de cartón para cada jugador (con un resumen de las reglas)
Contenido
Contenido

Dentro nos encontramos con un tablero-puzzle de 9 piezas (me encanta este concepto) que nos permiten montar en breves instantes un tablero octogonal (de bastante tamaño hay que decir, necesitamos una buena mesa si juegan 4 “arquitectos”). La cruceta central encaja como pieza de puzzle y las esquinas se “encajan”, aunque sin ningún tipo de unión física.

 

Mecánica

En Asara tomaremos el papel de uno de los arquitectos al servicio del Califa para intentar demostrar que somos los mejores. Para ello tendremos que edificar las mas altas y vistosas torres que deslumbren a todos aquellos que las contemplen. Es un juego de construcción de elementos con colocación de trabajadores y gestión de mano de cartas.

 

Conceptos Básicos

El concepto mas importante de Asara es el tema de los Agentes. Cada jugador tendrá en cada ronda una serie de agentes en la mano (hay 5 colores distintos), que serán los trabajadores que podremos enviar a los diferentes mercados a conseguir los elementos necesarios para levantar nuestras torres.

Cada zona del tablero tendrá unos determinados huecos para que podamos ubicar a estos agentes. La gracia está en que cuando un jugador coloca al primer agente en una zona de mercado, fija esa zona al color del agente colocado. Es decir, que para que el resto de jugadores puedan acceder a esa zona del mercado, tendrán que colocar un agente del mismo color que el primero.

Si no disponemos de agentes de un determinado color, siempre podremos acceder al mercado gastando dos agentes cualesquiera, que colocaremos en el espacio de uno bocabajo.

Una vez que accedamos a una zona de mercado, podremos adquirir un elemento de torre, pagando el coste en función del tipo de torre al que pertenezca. Aquí es donde aparece el dinero, que es el recurso que manejaremos a lo largo de la partida para conseguir los distintos segmentos de torre.

 

Preparación de la Partida

Los pasos a realizar son los siguientes:

  1. Se barajan los distintos tipos de segmentos de torre y se forma una pila que se coloca en el lugar adecuado en el tablero según cada tipo de segmento. Posteriormente se sacan tantos segmentos como huecos disponibles haya en el “mercado” correspondiente a cada segmento, dejando el resto en la pila.
  2. Cada jugador elige un color y coge la pantalla correspondiente y el marcador de dicho color, colocándolos en la posición 0 del marcador (que está en el borde del tablero).
  3. Se coloca el marcador de año (ronda) en el año 1 (ronda 1).
  4. Se elije el jugador que comenzará la partida y se le otorga el marcador del favor del califa.
  5. Se reparten monedas según la siguiente regla: al jugador con el favor del califa se le dan 20 monedas, y a partir de el, y en sentido de las agujas del reloj cada jugador recibe una moneda mas que el anterior. Por ejemplo, para una partida de 4 jugadores, el jugador con el favor del califa recibe 20 monedas, el de su izquierda 21, el de la izquierda de este 22, y el ultimo 23.
  6. Se barajan los agentes y se reparten según el número de jugadores: para 2 jugadores, 9 agentes por jugador; para 3 jugadores, 8 agentes por jugador; y para 4 jugadores, 7 agentes por jugador.

¡Y ya está! Ya tenemos todo listo para comenzar la partida.

Tablero
Tablero

 

Desarrollo de la Partida

El juego tiene 2 versiones. Una mas sencilla (que es la que explicaremos en primer lugar) y una segunda que añade la posibilidad de realizar dos acciones mas (que le dan mas vidilla al juego).

La mecánica básica es la siguiente:

Durante una ronda, cada jugador irá realizando una acción colocando sus agentes en los huecos disponibles en el tablero. Estas acciones son:

  • Comprar un segmento de torre (base, ventana, piso, chapitel), pagando el precio correspondiente al color de la torre.
  • Ir al banco a conseguir dinero, obteniendo el dinero correspondiente al hueco que se ocupe. Hay 3 huecos en los que solo puede haber un agente (+12,+10 y +8 monedas). El hueco restante (+5) se puede utilizar todas las veces que quiera, incluso aunque haya agentes.
  • Obtener el favor del califa (ser el jugador que comience en la siguiente ronda).
  • Corrupción, elegiendo una pila de segmentos de torres y buscar la que mas convenga, pagando, además del precio por la acción, el precio correspondiente al color de la pieza elegida, que se debe mostrar al resto de jugadores.
  • Construir torre, pudiendo construir torres o mejorar ya existentes, cumpliendo siempre la norma de que no pueden tenerse torres incompletas. Una torre se considera completa si tiene base y chapitel.

Los jugadores esconderán tras sus pantallas sus monedas y los segmentos de torres sin construir.

Para realizar alguna de estas acciones, basta con colocar un agente en el hueco correspondiente en el tablero. Al colocar los agentes, según el tipo de acción, habrá que cumplir una de estas dos condiciones:

  • Si la acción es ir a alguno de los 4 mercados a comprar segmentos de torre existen dos opciones:
    • Si somos el primer jugador en ir a ese mercado en esta ronda, podremos poner un agente de cualquier color.
    • Si no somos el primer jugador (es decir, que ya hay agentes en algunos de los huecos de ese mercado), tendremos que colocar un agente del mismo color que los que ya hay. Si no disponemos de agentes de ese color, podremos comprar en ese mercado colocando 2 agentes bocabajo en vez de 1 del color requerido.
  • Si el hueco de la acción a realizar tiene un precio indicado, se pondrá el agente bocabajo y se pagará la cantidad indicada (si se requiere).

Si la acción que se va a realizar es construir una torre, hay que cumplir las siguientes condiciones:

  • Cada torre debe ser de un único color (de los 6 disponibles).
  • Cada torre debe tener una única base y un único chapitel, pudiendo tener todos los segmento de planta y de ventana que se quieran.
  • A la hora de construir torres, se pueden construir tantas como se quieran, siempre que sean completas.
  • Pueden ampliarse torres ya construidas
  • No pueden intercambiarse segmentos entre torres ya construidas.
  • No se pueden construir torres incompletas, es decir, que todas las torres deben tener base y chapitel.

Para construir una torre, se debe colocar un agente en el hueco con el numero de segmentos que se van a construir. Si el numero de piezas que queremos construir ya está ocupado, tendremos que colocar el agente en una posición superior (pagando un precio superior) para construir un numero de segmentos menor.

La ronda dura mientras alguno de los jugadores tenga agentes en su mano. La partida dura 4 rondas (años), que se van marcando con el marcador de años.

Al final de cada ronda (año) se hace un recuento de puntuaciones, se actualizan los marcadores de puntuación (se otorga 1 punto por cada torre completa construida hasta el momento, 1 punto por cada sección con ornamento dorado y 1 punto por tener el favor del califa), se reparten 20 monedas a cada jugador (ya no hay diferencia según el jugador con el favor del califa) y se reponen los huecos libres en los mercados cogiendo los segmentos de las pilas correspondientes.

Partida Preparada
Partida Preparada

Como he comentado, el juego tiene una versión algo mas avanzada, añadiendo dos acciones mas que se
pueden realizar:

  • Reclutar agentes: se coloca un agente en el hueco correspondiente, y se obtienen dos agentes de la pila de agentes.
  • Ir a “La casa de las ventanas iluminadas”. Se coloca un agente en el hueco correspondiente pudiendo pagar 4 o 10 monedas. En el primer caso, se cogen los 3 primeros segmentos de la pila y se guarda en secreto 1. En el segundo, se cogen los 5 primeros segmento de la pila y se guarda en secreto 2.

En este caso, el color de las piezas no implica pagar su precio.

Las ventanas iluminadas deben colocarse encima de un segmento de ventana cerrada ya construido. A la hora del computo de puntos de cada año, una ventana iluminada computa como un segmento con ornamento dorado, es decir, otorga 1 punto por cada ventana iluminada construida. Sin embargo, en el recuento final de puntos, no cuenta como un segmento que aumente la altura de la torre. Podríamos decir que es como si añadiese un ornamento dorado a una ventana. Además, tienen la interesantísima característica de deshacer los empates. El jugador con mas ventanas iluminadas en el computo que corresponda, gana en caso de empate. En caso de empate y ambos jugadores tienen el mismo numero de ventanas iluminadas en el caso que corresponda, se aplican las normas de desempate comentadas anteriormente.

 

Fin de la Partida

Tras las 4 rondas, además de la contabilización de los puntos obtenidos en la cuarta ronda, se realiza la cuenta definitiva de los puntos, otorgándose puntos por la primera y la segunda torre mas alta de cada color, la primera y segunda torres mas altas, y al primer y segundo jugador con mas torres construidas. Además se otorga 1 punto por cada 10 monedas que no se hayan gastado. En caso de empates en la primera posición, se suman los puntos de la primera y la segunda posición y se divide entre el numero de torres implicadas en el empate y se reparten. En caso de empate en la segunda posición, solo los puntos de la segunda posición se dividen entre las torres implicadas en el empate. Para la puntuación por mayor numero de torres, se reparte por jugador, no por torre.

El vencedor será el jugador con mas puntos de victoria.

 

Opinión Personal

Lo resumiré rápido. Es un juego que me encanta, y me resulta extraño que no haya tenido mas repercusión. Es un juego trepidante, sencillo, con muchísima componente estratégica, aunque no lo parezca.

Las acciones que se pueden realizar son muy sencillas, por lo que puede parecer que el juego es simplón. Nada mas lejos de la realidad. Es un juego que te obliga a controlar a todos tus rivales todo lo que puedas, porque cada acción que ellos realicen seguramente modificarán tus planes.

Por ejemplo, si eres el primer jugador en ir a un determinado mercado (los mas interesantes son, obviamente, los de bases y chapiteles, pues sin ellos no se pueden construir torres completas), y en tu mano dispones de un numero alto de agentes de un mismo color, forzaras que ese mercado vaya a ese color de agentes, obligando casi seguro a que alguno de tus rivales tenga que gastar 2 agentes para obtener esos segmentos.

Y a la hora de construir, si se lleva la cuenta mental de los segmentos que va a querer construir cada uno de nuestros rivales, podemos hacer un gasto “extra” para intentar fastidiar de manera que tenga que gastarse mas dinero.

Nosotros siempre jugamos con la versión avanzada, pues ofrece muchas mas posibilidades sin modificar apenas la complejidad del juego, el cual funciona muy bien con cualquier numero de jugadores, aunque lo ideal es jugar con 4 jugadores, donde la competitividad por cada acción es máxima.

Zona del Jugador
Zona del Jugador

En cuanto a los materiales y a la presentación, comentar que es un juego muy preciosista. Las ilustraciones del tablero, cartas y los segmentos de torre es superdetallado (a veces demasiado detallados, pues hay torres en los que algún detalle puede parecer un ornamento dorado y no lo es). El cartón utilizado para los tableros y las pantallas de un grosor considerable y durará mucho tiempo. Quiero realizar una mención especial en este sentido. El sistema de almacenaje del tablero me parece sublime. Ya estoy harto de esos tableros de cartón que tienen dobleces que con el tiempo se van deteriorando. Este es un tablero de unas dimensiones considerables (casi 1 metro cuadrado), y con el sistema “puzzle” mas las esquinas sin ningún tipo de acople da mucha mas sensación de durabilidad que un tablero que se pliega.

Sin embargo no todo van a ser parabienes. Si bien el cartón del tablero es magnifico, el cartón utilizado para los segmentos de torre es de poco grosor, y como nos descuidemos, se podrían doblar fácilmente. Además, las cartas de agente no son de un tamaño estándar. Como yo siempre recomiendo enfundar las cartas (y mas si hay mucho movimiento de ellas, como ocurre en este juego), y que estas no sean de algunas de las medidas contempladas por los fabricantes de fundas es un fastidio. En las que yo uso sobra un poquito por cada lado, por lo que tal vez sería interesante adquirir las premium para que tengan consistencia y no se doble fácilmente (como ocurre con las estándar).

Pero que estos peros no os echen para atrás. Es un gran juego, que no tiene la fama que se merece. Es un juego ideal para toda la familia, ideal para introducir a gente a este maravilloso mundillo, pues es un Eurogame con tintes de Juego familiar, sencillo de manejar, con ritmo (muy pocos ratos de Análisis-Parálisis), vistoso, y que tras acabar una partida, dan muchas ganas de echar otra.

Además, en las tiendas online lo puedes encontrar a un precio superasequible (sobre todo comparado con otros juegos similares y con acabados y mecánicas peores). ¿Qué mas se puede pedir?  Por todo esto le doy un…

Notable

Si te ha sido útil lo que has leído

¡Ayúdame a mantener el blog!

15 comentarios en “Reseña: Asara”

  1. Es un juegazo como la copa de un pino.
    y respecto a las fundas, no sobra mucho con unas mayday minieuro.
    Y en lo del tablero tienes razon, tiene pinta de durar mas que cualquier otro gracias a su sistema de anclaje.
    una joya entre el fango, sin duda.

    Responder
    • Totalmente. Hombre una vez que la colección empieza a aumentar, el Asara ya no es tan desconocido en el mundillo. Pero si, siendo un candidato al SdJ de su época, poca gente lo tiene en nuestro pais!

      Gracias por pasar!

  2. Hola, ayer jugamos por primera vez Asara y nos ha encantado, solo tenemos una duda con respecto a CONSTRUIR.

    Empezando la ronda uno jugador ocupó el espacio 7 de construir con lo que los demás seguimos poniendo nuestras cartas pero pagando 1 más que el anterior. Duda ¿Es correcto o si alguien ocupa el espacio 7 ya nadie puede seguir poniendo en esa ronda pues el 7 es el número más alto? Saludos.

    Responder
    • Hasta donde yo recuerdo, la relevancia del número de la posición a la hora de construir es el número de piezas que se pueden poner en juego y el coste pagar. Pero no hay limitación ni en en cuanto al orden. El único problema es que si un jugador necesita construir un número determinado de piezas y esta posición está ocupada, no tendrá más remedio que ocupar una posición superior (y por tanto pagar más dinero) para poder construir todas las piezas que quería. Pero que alguien ocupe el espacio de construcción 7 no bloquea los espacios anteriores.

      Saludos!

  3. Ya jugué Asara y La era del carbón de ambos autores y Asara es por mucho un Juegazo, y no necesita estás complicado para serlo, en cambio La era del carbón me pareció solo un buen juego y algo repetitivo y fácil de quemar. En Asara ese momento de decisión de Construyo o no Construyo es excelente, es el punto a mi parecer de mayor emoción del Juego. Entre Asara y La era del carbón el primero está muy por arriba del segundo.

    Responder
    • Coincido en que el Asara me gusta más como juego. Más tenso y, a la vez, puede que incluso más asequible. El problema de La Era del Carbón es que, como la mayoría de juegos que implementan Pick-up and deliver, acaban resultando monótonos.

  4. Y por tu culpa me lo he comprado… Sorprendentemente está despeñado en el ránking bgg pero eso no quita que haya 5 o 6 reseñas en blogs en el idioma de Cervantes (la de este blog la más extensa y detallada) habiendo unanimidad de opiniones… A la saca.

    😉

    Responder
    • Es un KK mas que apañao. Un familiar bueno, bonito y barato con un par de conceptos mas que interesantes. Su mayor problema es que a 2 queda algo flojete. Mejor a 3-4, (como la mayoría de kramer-kiesling)

Deja un comentario